ilustración de mujeres en fondo rosado con la frase el continuum de la violencia sexual contra las mujeres en El Salvador

Durante la primera fase de ejecución y mediante un concurso público, la Iniciativa Spotlight, implementada por el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), apoyó a organizaciones de la sociedad civil y centros de investigación mediante el otorgamiento de fondos para la realización de proyectos y actividades para promover una vida libre de violencia contra las mujeres y las niñas en El Salvador.

En el marco de esta cooperación, la Fundación Doctor Guillermo Manuel Ungo (Fundaungo) presentó los resultados de la investigación “El contínuum de la violencia sexual contra las mujeres en El Salvador: identificación de los factores que la determinan y sus impactos en las mujeres jóvenes de 15 a 29 años”, que provee evidencia sobre la prevalencia de este tipo de violencia, los factores de riesgo que determinan que una mujer sea más vulnerable y los mecanismos utilizados que la perpetúan.

En la presentación de los resultados participaron la subdirectora de proyectos de promoción de la participación ciudadana en el proceso electoral y debate público de Fundaungo, Leslie Quiñonez, la Representante Residente Adjunta del PNUD, Mónica Merino, la Agregada de Cooperación Delegación de la Unión Europea en El Salvador Murielle Guillemois-Sánchez, investigadores de la Fundación, contrapartes de las instituciones nacionales, miembros del Grupo Nacional de Referencia de la Sociedad Civil en la Iniciativa Spotlight, representantes la Academia y de organizaciones defensoras de los derechos humanos de las mujeres.

La violencia contra las mujeres es una expresión de las desigualdades de poder y la violencia sexual, después del feminicidio, es una de las peores formas pues invade la privacidad, la dignidad y la autonomía de las mujeres a decidir sobre sus propios cuerpos.

 “La academia tiene un rol fundamental en el desarrollo de pensamiento, a partir de la investigación y la educación, lo que permite promover transformaciones sociales de problemáticas existentes, es por ello que creímos vital incorporar a la academia y organizaciones de pensamiento en estos procesos concursables de subvención”, indicó la Representante Residente Adjunta del PNUD.

La representante de Fundaungo aseveró que “A través de esta investigación, la fundación buscar aportar al desarrollo de capacidades para la construcción de una sociedad libre de todo tipo de violencia. Este aporte que se logra gracias al apoyo del PNUD y Spotlight se basa en evidencias y busca ser un valioso aporte para la construcción de políticas públicas que surge desde la Academia. Estamos en línea con el cumplimiento del Objetivo de Desarrollo Sostenible 5 que llama a erradicar la violencia contra las mujeres” acotó.

El estudio de la Fundación utilizó como base los datos de la Encuesta Nacional de Violencia Sexual (ENVS) elaborado por la Dirección General de Estadística y Censos (DIGESTYC) en 2019 y además enfoques y teorías que permitieron hacer el análisis de los datos para abordar la violencia sexual y proponer políticas públicas para erradicarla.

Los datos expuestos revelan que el 61% de las mujeres salvadoreñas experimentó violencia sexual en el ámbito público mientras el 21% en el ámbito privado, a lo largo de sus vidas.

Entre las variables de la historia personal que aumentan la probabilidad de sufrir violencia se destacó que haber sufrido violencia sexual en la infancia es determinante para sufrirla en la adultez. Otras variables significativas son haber vivido en el extranjero o haber migrado internamente y los estereotipos machistas. De igual manera, los antecedentes violentos de la pareja o de la expareja de la mujer también aumentan la probabilidad de ser víctima.

El documento también indica que la violencia sexual es más frecuente en el área urbana (74.6 %) que en el área rural (64.5 %), y son las adolescentes y las jóvenes las que más experimentan esta violencia (78.0 % de las adolescentes de 15 a 18 años y 77.0 % de las jóvenes de 19 a 29 años), aunque la incidencia en las mujeres adultas y las mayores de 65 años también es muy alta (71.8 % para las mujeres de 30 a 65 años y 53.5 % para las mayores de 65 años).

Entre las propuestas de política pública derivadas del estudio, se propone el fortalecimiento de las instituciones en cuanto a capacitación en materia de género y las medidas de protección a las víctimas, así como de las estrategias de prevención, entre las que destaca el refuerzo de los sistemas de protección, la educación integral de la sexualidad y la generación de habilidades para la construcción de relaciones que fomenten la igualdad y la no discriminación. Asimismo, se insta a reforzar los mecanismos de recolección de datos y de observación sobre la violencia contra las mujeres para contar con registros fiables.

Spotligth es un asocio global promovido por la Unión Europea (UE) y las Naciones Unidas para eliminar la violencia contra las mujeres y las niñas. En El Salvador la iniciativa es implementada de forma conjunta por ONUMUJERES, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) y el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA) y PNUD en alianza con organizaciones de la sociedad civil y bajo el liderazgo de los gobiernos nacional y locales.

 

 

Icon of SDG 05

PNUD En el mundo

Estás en PNUD El Salvador 
Ir a PNUD Global