“Ser referente (mentores) ha sido un logro significativo en mi vida, lo veo reflejado en la comunidad donde me movilizo y trabajo; también en la iglesia, con los jóvenes, muchos de los cuales aspiran a ser referentes”, dice Wilfredo Gomez, quien forma parte de la estrategia de pares del Proyecto Pionero en Inserción Social, impulsado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

La estrategia de pares fomenta el desistimiento de conductas delictivas a través de referentes (mentores/as) que comparten experiencias genuinas de cambio de vida y acompañan a otras personas para que accedan y participen en procesos similares.

En el cuarto diálogo del foro Explorando Caminos 2021, organizado por el Proyecto, se conoció la experiencia de cuatro referentes que trabajan en comunidades de San Salvador: Marlon Castillo, Maritza Reyes, Wilfredo Gómez y Renso Morales. En el diálogo también participaron la Representante Residente del PNUD, Georgiana Braga Orillard; el director de Reconstrucción del Tejido Social, Carlos Marroquín; la coordinadora del proyecto Pionero, Lissette Miranda; y el director ejecutivo de la Fundación Redentor, organización que da acompañamiento a jóvenes en proceso de desestimiento de vida delictiva, Mario Peraza.

“La inserción es posible si se tienen los apoyos y soportes necesarios. En 2020, avanzamos en la instalación de un proceso novedoso. En coordinación con la Dirección de Tejido Social, se impulsó y acompañó el trabajo de los referentes, quienes han pasado por un proceso de formación que ha consolidado su espíritu de liderazgo, y unen a las instituciones que trabajamos en el proyecto.” dijo la coordinadora de Pionero.

El trabajo de referentes en el proyecto Pionero ha permitido el acompañamiento, formación y apoyo emocional y espiritual para más de 50 jóvenes provenientes de cuatro comunidades del municipio de San Salvador.  Además, ha fortalecido la promoción de la cultura de paz.

“Los referentes son una pieza clave para el desistimiento de conductas delictivas, consolidan el aprendizaje, comparten experiencias y conocimientos, y acompañan procesos de desistimiento, porque ellos lo han vivido. Esto último fomenta (en los demás) una reflexión sobre su vida, a partir de ver modelos diferentes que pueden seguir”, indicó Mario Peraza, quien además ha participado en la definición del modelo de capacitación para el equipo de referentes.

Peraza agregó que, si bien el trabajo se construye sobre la base de la espiritualidad, también tiene un componente técnico: “vemos el tema de manera amplia, no solo se trata de emoción, porque la reinserción social necesita sostenibilidad y eso se logra a través de la formación de estos referentes”, acotó.

“Hemos sido formados para convertirnos en acompañantes de los jóvenes y hacer posible que la decisión de desistir sea sostenible, se convierta en modelo a seguir”, enfatizó Wilfredo Gómez.

Marlon Castillo, quien coordina un taller de panadería en su comunidad, coincidió en que la capacitación los profesionaliza como referentes, pero también comentó que “un factor clave en el proceso es la definición en los límites de acción, que es lo que nos permite desarrollar una función eficiente y eficaz, es decir medir las probabilidades hasta donde podemos llevar a los beneficiarios”, indicó el referente

El modelo pionero incluye 4 pasos: postulación y selección, diseño de plan individual, desarrollo del plan y egreso.

Por su parte, Renso Morales enfatizó en que el acompañamiento implica ser una especie de guía para cada beneficiario: “Motivar, animar, dirigir y orientar son palabras clave, porque quienes vienen a este proyecto, no saben qué hacer...damos seguimiento mediante llamadas, conocemos sus dificultades y las de su familia y apoyamos en todo lo posible”, dijo. Además, compartió sobre casos de jóvenes con depresión, que han sido atendidos para impedir el abandono al proceso.

Sobre la promoción de los Derechos Humanos y de género, Maritza Reyes indicó que esta generación de conocimiento es básica puesto que “sabemos que en las estructuras de las vidas delictivas está muy anclado el machismo…Un referente debe promover y poner en práctica los derechos de las personas, no poner etiquetas” puntualizó.

El director de Tejido Social finalizó el espacio agradeciendo la cooperación de las instituciones que son pilares de este proyecto y enfatizando que la reinserción social, si es posible.

El Proyecto Pionero en Inserción Social, es implementado por el PNUD; la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) y la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID). Este proyecto se implementa en asocio con la Dirección de Reconstrucción del Tejido Social, la Dirección General de Centros Penales, el Instituto Salvadoreño de la Niñez y la Adolescencia y el Ministerio de Educación.

Icon of SDG 08 Icon of SDG 16

PNUD En el mundo

Estás en PNUD El Salvador 
Ir a PNUD Global